VOLVER
Me-Myself & I.

Un match: prendas primavera/verano 21 y reflejos dorados

En una época en la que el distanciamiento social, la autoprotección y la ropa cómoda son las estrellas del espectáculo y por lo que respecta a sus prendas, esta temporada llega marcada por una estética renovada con la dosis perfecta de eclecticismo. Por un lado, florecen colores atrevidos como el naranja acompañados de siluetas dramáticas que descubren nuevos horizontes. En contraste, también conviven estilos más relajados y sutiles pero con mucho poder. Las joyas se convertirán en piezas claves alrededor de esta escena.

Forever eccentric
Lo poco convencional llega como el cambio deseado, con poderosos y coloridos vestidos como los de Molly Goddard, Valentino o Roksanda. Buscando el más es más, apostamos por adornar estos vestidos con la mezcla de muchas joyas, sin miedo a combinar piezas que de entrada no parezca que liguen. Apuesta por el collar “La Bamba” combinado con tu collar de letra y unos aros maxi grandes como los “Supreme Cloud”.

Leather trust
El cuero se reinterpreta por Altuzarra o Paco Rabanne, con siluetas voluminosas y estilo utilitario. Siempre en negro, este tejido busca reflejos metálicos para realzar su poder. La colección Zaza es perfecta para agregar fantasía a estos looks monocromáticos sin perder la elegancia.

Balloon
Los patrones románticos nos conquistan. Loewe, Elerry o Nina Ricci apuestan por la idea de ‘escapar de la ropa’. El volumen impulsa cada diseño, desde las mangas hasta las faldas, todo en proporciones épicas. ¿El mejor compañero? Joyas con aires románticos siguiendo con la esencia de esta poética. Es perfecto combinar estilos maxi con la colección del Zodíaco, también de aires soñadores y eclécticos.



Loose tailoring

Desde The Row hasta Balenciaga, las siluetas holgadas son una declaración de libertad esta temporada, pues los pantalones y las americanas llegan en patrones relajados, huyendo de la estética clásica. Combina estos looks con joyas geométricas como los pendientes Pistil o los pendientes Muze, siguiendo la esencia abstracta de estas formas.

Candy vibes
Del color cereza al tono frambuesa, esta primavera/verano se protagoniza por la amplia gama de rosas azucarados. Esta paleta teñirá la esencia femenina en conjuntos renovados, pues Prada o Chanel ya han confiado en ellos como apuesta. Deja que estos colores sean los protagonistas y mezcla con joyas sin piedras, donde sólo haya plata o plata bañada en oro. Te aconsejamos los pendientes Yoko.



Net on net
Dries Van Noten o Hermès capturan la esencia de la vida costera, jugando con un tejido a priori humilde: el formato red. Para elevar estos estilos, los reflejos blancos se convierten en la mejor opción. Lo combinamos con pendientes, collares o anillos con circonitas o brillantes blancos para alzar el glamour del look. El collar Nest o el collar white heart encajan a la perfección.



Easy-to-wear
La comodidad ha llegado para quedarse, y las joyas se convierten en la guinda del pastel. La esencia minimal busca un impulso para elevar y realzar cualquier conjunto. Aquí encaja cualquier tipo de joya de la colección, aunque procura no mezclar estilos en un mismo look.

PUEDE QUE TAMBIÉN TE GUSTE
Limpieza vs. pulido: ¿Cuál es la diferencia?
El universo de las piedras preciosas